ERNC y eficiencia energética en el hogar, una fórmula imbatible

(Futuro Renovable) Utilizar las ERNC en el hogar para generar una eficiencia energética unitaria, así mismo ayudar a reducir la huella de carbono y darle un respiro al planeta es el objetivo a largo plazo que debiese ser planteado por cada persona que tome conciencia de la problemática energética y contaminación mundial por la cual estamos atravesando.A medida que aumentan los periodos de sequía, no se tiene aún una carretera eléctrica firme, se reducen las construcciones de termoeléctricas, y se incentiva el uso de las ERNC a largo plazo, el costo unitario de la energía irá en aumento. Esto producirá que no solamente las grandes empresas gasten más por concepto de energía, sino impactará directamente en el bolsillo de los hogares.

Todo lo dicho anteriormente puede ser tomado como una oportunidad para el gobierno para lanzar campañas de culturización y de incentivos al tema de eficiencia energética domiciliaria y la utilización de las ERNC en los hogares. Esto impactaría directamente en un ahorro en las cuentas de luz de las personas, ya que estarán más preocupadas de la eficiencia. De encender las luces cuando se requiere, preocuparse de mantener sus refrigeradores siempre cerrados, usar al mínimo equipos que consumen altas cantidades de energía, como el microondas, hornos eléctricos, hervidores de agua, etc.

Cuando las personas se den cuenta que realmente ahorrando energía, aplicando cultura en eficiencia energética, su cuenta de luz mensual, y a largo plazo analizada, baje en porcentajes significativos, ellos implementarán ya como partes de su vida el concepto de eficiencia.

Hace unos años el gobierno lanzó una campaña de eficiencia energética, donde el consumo de energía se redujo notablemente a nivel país. Todo esto incentivado por una escasez hídrica, lo cual provocó que la generación de energía llegase a niveles mínimos. La campaña fue todo un éxito. Pero el tiempo de vacas flacas pasó, la campaña terminó, y las personas casi nada recuerdan de todo lo aplicado en ese entonces. Es ahora cuando está la oportunidad de generar una eficiencia energética domiciliaria aplicando las ERNC.

Ya todos sabemos que estamos nuevamente en niveles críticos de agua, los embalses están por bajo de su capacidad, y los costos de energía siguen en alza. Pero, ¿Qué pasaría si los usuarios, no tan solo adoptaran una medida de eficiencia energética en sus hogares, sino empezaran a instalar sus propias mini centrales de energía en sus casas?.

Débilmente están entrando las ERNC en los hogares Chilenos, pero día a día se van dando pasos para su expansión. Cada día se ven más paneles solares instalados en los techos y más termo paneles. Estos elementos generan su propia energía, la cual es inyectada directamente a los hogares. Los paneles solares pueden ser conectados tanto al sistema de iluminación como al sistema de fuerza del hogar, de manera tal de no utilizar la energía que nos estregan día a día las plantas generadoras, sino utilizar nuestra propia energía generada para utilizar hornos microondas, lavadoras, encender lámparas, etc. Con esto sin duda se tendría un ahorro significativo en las cuentas de los usuarios. Por otro lado, los termo paneles ayudan a calentar agua, conectándose directamente con la matriz domiciliaria y así ahorrar gas. Por lo tanto la reducción del presupuesto mensual de cada hogar se reduciría notoriamente, ya que se pagaría menos por concepto de consumo de luz ( a menos que el diseño de la distribución de los paneles solares sean capaces de generar energía para el hogar completo, de esa forma el costo a pagar sería prácticamente cero en sus cuentas), y además se utilizarían menos m3 de gas por mes. Esto a su vez se vería reflejado en un “aumento” del presupuesto de las personas, generando por otro lado menos estrés y a la larga un incentivo al ahorro monetario para fines personales.

Todo esto suena simple, fácil y bonito. Sin embargo el costo de los paneles solares como termo solares son elevados, lo cual hace que el costo de inversión por hogar sea alto y el retorno monetario comparando el ahorro energético, en costo, es a muy largo plazo. Con esto se frena de alguna manera a la persona común a invertir en ERNC domiciliaria, y es aquí donde el gobierno debiese incentivar a las personas. Generar bonos para comprar paneles solares y termo solares e inyectar un estímulo monetario para que el costo de cada equipo baje y esté a la altura de cada hogar. De esta manera las casas comenzarían a invertir en sus propias mini centrales generadoras de energía, ayudando al país a satisfacer su demanda de energía, y darle un pequeño respiro al planeta.

Perfil del Autor. “Pablo Cordero Sanhueza, es ingeniero civil en electricidad; mejor titulado de la carrera de Ingeniería Civil de la Universidad de Santiago de Chile.Diplomado en Proyectos mineros y de Infraestructura de la Universidad Adolfo Ibañez. Experiencia en temas de Ingeniería, Costos, Gestión, Control y Evaluación de Proyectos en proyectos mineros de gran escala. Ha trabajado como Jefe de proyecto de Coasin S.A para Costanera Center; Estimador eléctrico para varios proyectos de la empresa Bechtel Corporation y actual Estimador de costos en el área eléctrica para SNC – Lavalin.”

por Pablo Cordero Sanhueza – Ingeniero civil en Electricidad|Publicado Lunes 08 septiembre  2014 | Futuro Renovable